magnify
formats

Los primeros trabajos de los ricos del mundo

Publicado en 17 octubre, 2017
Compartir

No todas las personas ricas del mundo vienen de familia adinerada. Son muchos los millonarios famosos o anónimos que han creado su fortuna llegando desde abajo muchos de ellos incluso luchando contra condiciones bastante adversas. Sus historias son motivo de estudio para los futuros directivos y empresarios del mundo, especialmente para aquellos que se pueden sentir identificados con ellos. Hoy veremos cuáles son sido los primeros trabajos de algunos de los personajes más emblemáticos y que podríamos considerar como los millonarios del mundo. Veremos como comenzaron a crear su fortuna y demostraremos así, que es todo es posible con el esfuerzo adecuado y la inteligencia de saber hacer bien las cosas.

Los primeros trabajos de los ricos del mundo

A continuación realizaremos un repaso por la historia de personajes importantes del mundo actual, para saber cuáles fueron los primeros trabajos de las personas más ricas del mundo. Según un estudio llevado a cabo por la firma Aaron Wallix de recursos humanos, 53 de los primeros 100 millonarios de la lista Forbes de este año iniciaron su andadura trabajando por cuenta ajena punto fueron solo 30 los que tomaron la batuta de una compañía, perteneciente a su propia familia. Y los 17 restantes de los 100 millonarios de la lista optaron por la senda del emprendimiento y montaron su propio negocio.

Por lo tanto, podemos decir que los comienzos de una mayoría de personas fueron bastante similares a la que podríamos tener cualquiera de nosotros o lo que es lo mismo, trabajando a órdenes de otros la mayoría de estas personas empezó trabajando como vendedor. Por ejemplo el español Amancio Ortega, que es uno de los hombres más ricos del mundo, ganó su primer sueldo como vendedor de camisas. Asimismo, el inversor George Soros, fue vendedor ambulante de un mayorista de juguetes a puerta fría. Michael Dell del fundador de la empresa tecnológica Dell empezó trabajando como vendedor de suscripciones a un periódico a través de llamadas telefónicas.

Otra profesión muy clásica de los primeros trabajos de los ricos del mundo es la de corredor de bolsa. Por ejemplo Michael Bloomberg o Carlos Slim fueron corredores de bolsa en sus inicios. Algunos de los trabajadores de las compañías que ahora ellos dirigen, se sienten bastante motivados por la historia de los creadores de las empresas en las que trabajan, y lo toman como ejemplo de vida. También en el sector de la tecnología existen varios ejemplos de ricos que empezaron desde abajo. Por ejemplo, Jeff Bezos de amazon, o Larry Ellison de oracle, que empezaron trabajando como desarrolladores de software un trabajo bastante pesado y exigente a nivel mental.

Pero quizás te sorprenda más que ninguno, saber cómo empezó el creador del Marketplace Alibaba. Un visionario que comenzó trabajando como traductor, una profesión difícil de monetizar en la actualidad y que sin embargo, fue solo el principio de una historia de logros. En la actualidad todos estos ejemplos nos llevan a preguntarnos si estudiar es necesario o realmente no lo es.

75 de las mayores fortunas del mundo cuentan con títulos de estudios superiores. 22 de las 100 personas más ricas del mundo son ingenieros, como por ejemplo el cofundador de Google. Aunque también llenan la lista abogados, y personas enfocadas al mundo de los negocios con estudios como de Economía o administración y dirección de empresas.

Entre los que no cuentan con formación superior, encontramos al nacional Amancio Ortega o al famoso creador de Facebook, Mark zuckerberg, que abandonó la Universidad de Harvard. También fue así el caso de Bill Gates, que tardo 32 años en obtener su título, pero mientras tanto, hizo una fortuna increíble.

Con todo esto no queremos decir que no es necesario estudiar, ya que los datos afirman que en realidad la gran mayoría de las personas que hoy son ricas, cuentan con un título que los sustenta. Sin embargo, es verdad que es igual de importante la visión de cada persona y las ganas de hacer que ésta tenga. Creer en uno mismo y no lamentarnos por lo que nos toca al inicio, sino mirar hacia el futuro con deseos de superación.

 
 Share on Facebook Share on Twitter Share on LinkedIn
© Copyright Educacionline - Todos los derechos reservados - Tel.: 902 10 14 10
XSLT Plugin by Leo Jiang