magnify
formats

La fiscalidad de los donativos

Publicado en 23 diciembre, 2013
Compartir

Casi todo el mundo sabe qué son las donaciones, entendidas como la transmisión no lucrativa de bienes, y que a quienes reciben un bien en concepto de donación o herencia se les aplica una determinada fiscalidad. Pero, ¿sabías que a la persona que realiza la donación también se le exigen obligaciones fiscales? Hoy hablamos de ello en el curso de finanzas.

Así es, a pesar de ser cesiones a título gratuito, tanto las personas que donan un bien como aquellas que lo reciben están sujetas a una fiscalidad.

En el primer caso suele tener repercusión en el Impuesto sobre la Renta de los donantes de bienes, aunque no siempre es así, mientras que en el segundo, los receptores, se aplica el Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones.

Centrémonos en el caso de los donantes. Hacienda entiende que existe una alteración patrimonial tanto en el donante como en el receptor, por lo que adquiere tintes de transmisión lucrativa. Y una donación se debe liquidar en el IRPF, del mismo modo que si se tratara de una compraventa.

La norma general es que toda donación tendrá efectos fiscales para el donante excepto si la transmisión le supone pérdidas.

Hay que tener cuidado con las donaciones y transmisiones entre padres e hijos, ya que de forma inconsciente se suele creer que están libres de impuestos y podemos tener problemas con Hacienda. Sobre todo en algo frecuente como esos padres que ponen a sus hijos como titulares de un bien, por el motivo que sea.

En el caso de las transmisiones de empresas familiares, la mayoría están exentas de tributación, aunque depende de la legislación de cada Comunidad Autónoma y hay que calcular los importes de beneficio o pérdida, de forma que no todos los casos disfrutan de estos beneficios fiscales.

Otro caso habitual es el de las entidades que solicitan donativos solidarios que aportan ventajas fiscales al donante, concretamente deducciones fiscales. ¿Quién no ha escuchado alguna vez la frase “los donativos desgravan”?

Hay donativos fiscalmente deducibles y otros no deducibles, así que también en estos casos hay que conocer los efectos fiscales. Con las donaciones a partidos políticos y empresas hay unos límites establecidos y hay que tener cuidado e informarse previamente.

A modo de resumen, podrán deducirse las donaciones hechas a organismos sin ánimo de lucro como fundaciones, ONG´s, asociaciones de utilidad pública o federaciones deportivas.

Lo más importante es saber que la fiscalidad de cada operación debe ser estudiada por un experto para evitar incurrir en alguna falta con el fisco. Porque nadie quiere que Hacienda se fije en nosotros y nos pida cuentas, ¿verdad?

Recuerda que con nuestro curso de finanzas desaparecerán tus dudas y puntos débiles en materia de fiscalidad, algo aún más importante si tienes una empresa o negocio.

 
 Share on Facebook Share on Twitter Share on LinkedIn
© Copyright Educacionline - Todos los derechos reservados - Tel.: 902 10 14 10
XSLT Plugin by Leo Jiang